//
you're reading...
Nacionales

El café en cápsulas, un lujo casero, Se animara MORENO a ponerle TRABAS?

Dolce Gusto

Dolce Gusto (Photo credit: Wikipedia)

Cafeteras con diseño y nuevos sabores son las claves de un segmento con clientes que se caracterizan por el consumo gourmet. Una guía con las principales marcasdel mercado para todo tipo de bolsillo-

“El negocio de las cápsulas monodosis es el de mayor ritmo de crecimiento dentro de las industria global del café”, dijo Howard Schultz, el CEO de Starbucks. A través de esa frase, la cadena estadounidense que impuso el café “al paso” muestra que no le da la espalda a una nueva tendencia que se fortalece en el mercado.

Starbubcks demostró que no se quiere quedar afuera del negocio de las cápsulas de café, que ofrecen distintas variantes de la bebida en una dosis de siete gramos. A través de su cafetera Verismo, este año librará esta batalla en el hogar de sus consumidores para competir con Nestlé, Sara Lee, Kraft Food y las italianas Illy y Lavazza. En 2011 ya se había aliado con Mountain Coffee para la venta de cápsulas de café y té.

Este inminente lanzamiento muestra que el movimiento no es casual. Tan sólo en Estados Unidos, los analistas estiman que este sector generó ganancias por US$ 4.000 millones en 2011.

Con sus líneas Nespresso y Dolce Gusto, Nestlé participa fuerte en la conquista de este mercado con más de 200 tiendas exclusivas. El mayor productor de café del mundo aseguró a Infobae América que el fuerte crecimiento se da por un “consumidor que se volvió más exigente, sofisticado y conocedor del producto“.

Para el gigante suizo, las máquinas con diseño y variedad de sabores son claves para ser el éxito de las cápsulas. Espresso intenso, latte macchiato, capuchino, café con leche y mocha son algunos de las variedades que ofrecen para las seis cafeteras disponibles de Dolce Gusto. El marketing también es esencial. En España, la empresa lanzó una edición especial de la cafetera Piccolo diseñada por Agatha Ruiz de la Prada.

En clave latina

Ante un sector que se consolida en Estados Unidos y Europa con marcas internacionales, las compañías de América Latina se suman a la disputa por un nicho de consumidores gourmet.

Es el caso de la argentina Cabrales, que decidió aventurarse en un negocio hoy liderado por firmas extranjeras con blends de café para la máquina Senseo de Philips. “Es un negocio reducido pero con gran potencial”, asegura el presidente Martín Cabrales en una entrevista con Infobae América. En 2012, esperan facturar US$ 2 millones con la venta de bolsitas individuales.

Según un informe de GfK Retail & Technology, el mercado argentino de cafeteras cayó un 13% en el primer trimestre de 2012, a 75.948 unidades, pero la venta del segmento “porcionado” creció 117%, a 13.175 unidades.

Julio Elmer Blanco, gerente de la Cámara Argentina del Café, estima que se importaron alrededor de 220 toneladas de café en dosis de Suiza, Inglaterra, España e Italia en 2011. “Es un segmento muy interesante que comienza a desarrollarse en el país”, amplía.

En tanto, la colombiana Juan Valdez vende en el mercado local máquinas de la marca Samurai. Para desembarcar en Chile en 2010, la empresa realizó una alianza con Moulinex, y fue la primera opción de “pods” que tuvo el país. Los chilenos consumen 150 tazas de café al año, según un estudio de la revista Publimark, por lo que Nespresso, Lavazza e Illy son otras marcas que se disputan ese mercado.

En Uruguay, tres players se disputan este nuevo nicho de consumidores: Illy, iCoffee Store y Dolce Gusto. Representada por la firma iCoffee Store, la marca italiana Cafe Arabo llegó este año al país sudamericano no sólo con la venta de cápsulas de café y té, sino también con sus máquinas Arabo Espresso, con un valor promedio de US$ 300.

La empresa también suma el préstamo a oficinas y domicilios que le aseguren un consumo mínimo por mes, reseña el diario uruguayo El País.

Un placer nada económico

Para lograr una mayor penetración, las marcas que juegan en el café de porciones individuales se fueron segmentando y hoy ya existen cafeteras y blends para todo tipo de bolsillo. Pero disfrutar de una máquina de este tipo en el hogar puede representar un desembolso de US$ 200, sin contar las monodosis que se necesitan para preparar el café.

En tanto, las cápsulas se pueden comprar por unidad o en packs, y sus precios varían según la calidad del producto. En promedio, la caja de 16 cápsulas de Dolce Gusto cuesta US$ 11. En Argentina, por ejemplo, cada unidad de Nespresso cuestan alrededor de un US$ 1 según la variedad. Mientras tanto, las cápsulas de Dolce Gusto se venden en cajas de 16 unidades por US$ 11.

Sin embargo, los valores no asustan al mercado y las empresas siguen apostando al segmento. A principios de 2012, la multinacional alimentaria Sara Lee le pagó 170 millones de euros (US$ 211 millones) a Philips para quedarse con el 100% del sistema de Senseo.

En el marco de este acuerdo, Philips continuará diseñando, fabricando y distribuyendo en exclusiva sus máquinas durante los próximos nueve años, mientras que el fabricante de café, con total control sobre los derechos de la marca, pretende impulsar su expansión entrando en nuevos mercados. Ya llevan vendidas  más de 33 millones de máquinas en todo el mundo, según datos de la firma. Por su parte, Kraft Food anunció que duplicará el número de países en Europa a los que llega con sus máquinas expendedoras de bebidas Tassimo.

Comentarios

Los comentarios están cerrados.

Dolar hoy

24 hs gold price [Most Recent Quotes from www.kitco.com] Franco Suizo las 24 hs [Most Recent Exchange Rate from www.kitco.com] Yen las 24 hs [Most Recent Exchange Rate from www.kitco.com] Euro las 24hs [Most Recent Exchange Rate from www.kitco.com] Libra 24 hs [Most Recent Exchange Rate from www.kitco.com] Cobre las 24 hs
[Most Recent Quotes from www.kitco.com]
A %d blogueros les gusta esto: